31 dic. 2007

Nosotros

Mi noche larga, tu amanecer distraído
Mi falta de estrategia, tu poca resistencia
Tu cerveza, mi fernet
Tu capricho, mi puto ego
Mi voluntad quebrada, tu ansiedad desbordada
Mi manera de hacerme la tonta, tu intención de ser sólo olvido
Tu roce. Mi mueca.

Tu casa, mis gemidos
Tus manos firmes, mis caderas
Tus besos lentos y mis bajas defensas
Mi cuello y tus dientes
Tu remera y mis pies
Tu lengua y mis labios
Tu latido en mi espalda
Mis piernas entre tu boca
Tus caricias, mi cara
Mis besos y tus ojos
Tu voz y mi nombre.
El rito.

Tu sueño y mi desvelo
Mi sueño y el hueco de tu espalda
Tu abrazo y mi cintura
Mi contorno y tu cama
Tu despertar y mis pechos
Mis manos y tu espada
Tu almohada y mi maquillaje
Mi instinto y tu olor
Tu cocina ordenada, mi pelo revuelto
Tu ropa tirada, mi zapatos puestos.

Tu “quedáte conmigo” y mis ganas de que sea cierto
Mi lindura y tu mudez
Tu “quizás nos crucemos”, mi hastío.


Tus puñales y mis escudos
Tu discurso y mi vacío
Tus campos minados, mis intentos fallidos
Mi distancia y tu ausencia
Mis idas, tus vueltas
Tu silencio y el mío.
Nuestra nada.